LAS CLAVES DEL MEJOR EJERCICIO DE GLÚTEO QUE EXISTE, EL HIP-THRUST.

Empuja desde los talones

Tener la sensación de empujar con los talones el suelo para levantar la carga se ha demostrado que aumenta la activación que generamos en el glúteo y por lo tanto los beneficios que nos aporta el hip-thrust.  Si quieres saber que de verdad estas empujando con los talones y asegurarte una mayor ganancia, fíjate en el suelo y observa que la marca de tus talones se queda en él.

Busca que al final del recorrido las rodillas salgan hacia fuera ya que de esta manera el glúteo también actuara en mayor medida.  Una mini band entre las rodillas pueden darnos un buen control de si de verdad estamos consiguiendo el gesto necesario.

Extensión de la cadera completa

Es decir, no acortes el movimiento busca llevar la cadera paralela al suelo dibujando como una posición de mesa entre tus piernas y tu torso. Una vez arriba aprieta el glúteo, este concepto se conoce como el squeeze de glúteo, como podríamos traducir este concepto, fácil, aprieta el culo como si quieras cortar las ganas de ir al baño, ¿queda claro no?

Mirada al frente

Si quieres que te diga la verdad este requisito técnico no te va a dar mayor activación del glúteo pero si te va ahorrar dolor en la zona cervical. Así que mantén siempre la mirada al frente, un consejo que damos siempre a nuestros clientes para que puedan mantener una buena posición es tener presente la sensación de cómo si estuvieran agarrando una pelota de tenis entre su barbilla y el pecho y que esta no se pueda caer, si cae estas llevando la cabeza hacia atrás, ¡cuidada!

Acerca los pies

No dejes los pies muy lejos del cuerpo, más bien piensa en quedarte compacto, teniendo los pies cerca de ti, con una anchura más amplia que la que marca tu cadera y con las puntas de los pies mirando ligeramente hacia fuera. Aquí es donde además te recuerdo que empujes con los talones el suelo y que tus rodillas apunten hacia fuera al final del recorrido.

Empuja hacia arriba

No dudes en dirigir la carga hacia arriba, parece fácil pero es muy común ver que la carga no sale directamente hacia arriba y sí que lo hace hacia delante.  Esto sí que va hacer que tus glúteos sientan fuego.

Aplicando estos consejos realmente de carácter obligado para que de verdad le saquemos el máximo rendimiento al ejercicio y además lo hagamos con seguridad y reduciendo los riesgos de lesión.

Pero este ejercicio también tiene sus inconvenientes, y aquí te dejo lo que no te cuentan y seguro que puedes llegar a experimentar.

Uno de los inconvenientes que presenta este ejercicio es que se puede llegar en relativamente poco tiempo a mover un gran peso, y al colocar la barra sobre nosotros   se nos puede clavar en la cadera y no es nada agradable, por lo tanto ayúdate de algún protector, colchoneta que te haga no notar de esta manera la presión de la barra.

A parte de esto, cada uno de nosotros tenemos una altura y a la hora de utilizar un banco para apoyarnos en la ejecución del ejercicio no siempre va a ser la mejor opción para todo el mundo.

Así que busca una superficie más bien blanda que se acople a la altura que te ayuda a estar bien colocado para realizar el ejercicio.

La mejor opción para llevar a cabo este ejercicio es la máquina especifica de hip-thrust , por su precio no la encontrarás en todos los centros deportivos pero si tienes la suerte de encontrártela no dudes en sacarle el máximo partido.

Share This
Envíanos un Whatsapp